Poder Judicial, último resquicio de equilibrio de poder en México

**A pesar del rechazo, Ricardo Anaya está haciendo lo correcto**

**Casi 200 mil muertos y se espera una tercera ola de contagios**

La apabullante mayoría en la Cámara de Diputados federal y la mayoría en el Senado, le ha dado al presidente Andrés Manuel López Obrador, el poder de hacer y deshacer a su antojo, no tiene límites, cuando las cosas no salen como él quiere usa esa mayoría para torcer o en su caso modificar la ley. Cuando los temas no son legales sino políticos recurre a la Unidad de Inteligencia Financiera o a la Fiscalía para perseguir a sus adversarios.

Por ello, cobra relevancia el revés que le dio el Poder Judicial a la Ley del Sistema Eléctrico Nacional proclamada el pasado 9 de marzo; dos jueces otorgan amparos de manera general para frenar la entrada en vigor de la reforma energética del presidente López Obrador, al considerar que las ventajas competitivas frente al sector propician desigualdad con los privados.

De cara a las elecciones intermedias, La Mayoría Silenciosa tiene claro que el Poder Judicial es el último resquicio de equilibrio de poder en México, el papel que asuman durante este año es vital para mantener un equilibrio de poderes real, como lo plasma la Constitución. El hecho de mantener la competitividad en el sector es importante, las elecciones son aún más, pero mantener la separación de poderes es vital ante los embates del Ejecutivo.

Hay que recordar que en el pasado el Poder Judicial era sometido por el Ejecutivo en turno, aunque se veía independiente, actuaban conforme a lo que dictaba el presidente en turno, pero también es necesario recordar que los anteriores presidentes no abusaban del poder como lo hace el presidente actual. A partir del 2009 el Poder Judicial comienza a jugar un papel más activo en el equilibrio de poderes y con el paso de los años va ganando independencia, pero hasta ahora no son del todo independientes.

La incapacidad de los diputados de Morena para acotar a su propio presidente, obligan al Judicial a tomar un papel de equilibrio, se entiende que deben estar de acuerdo en algunos temas con Andrés Manuel López Obrador, pero también son los únicos que lo pueden frenar ante sus excesos.

De ninguna manera se puede pensar que las cosas han sido tersas, las amenazas del presidente a los magistrados que no coinciden con él, seguramente no son bien tomadas por el Poder Judicial, pero de alguna manera sus integrantes han demostrado ser más políticos que el Ejecutivo y, se espera que llegado el momento tomen un papel más firme para acotar el poder de Andrés Manuel.

La tarea para La Mayoría Silenciosa es generar contrapesos a través del voto en las elecciones de junio próximo, acudir a las urnas informados, teniendo en claro que los tres partidos que han realizado una coalición opositora nos han fallado hasta el cansancio, pero estamos entrando en una etapa peligrosa para el país y la democracia, el objetivo es el equilibrio de poder para obligar al presidente a dialogar con sus opositores.

La decisión no es sencilla, hemos llegado a este punto porque el PRI, PAN y PRD nos orillaron a llegar hasta aquí, y ahora debemos recurrir a ellos o esperar tres años más de gobierno inestable, vengativo y poco eficiente.

En el PAN

La gira que ha iniciado Ricardo Anaya por el país y la cual le ha generado comentarios adversos, como el de “no es un México desconocido, es el México que no han querido ver”, sin duda muestra la diferencia de vivir en México y en Atlanta, Georgia y Estados Unidos; lugar en donde hace algunos años se exhibió como residencia de su familia. A pesar de ello, el panista está haciendo lo correcto, recorrer el territorio que aspira a gobernar, tal vez lo entienda, tal vez no, pero si tiene una aspiración mayor tiene que conocer de viva voz a quienes quiere gobernar.

Sus recorridos no son garantía de eficacia, el actual presidente, Andrés Manuel López Obrador, recorrió el país más de dos veces, municipio por municipio y hasta ahora los resultados no han sido los esperados.

La Mayoría Silenciosa espera que la capacidad de Ricardo Anaya o de quien nos gobierne sea mayor, no sólo para sacar a México del tercer mundo, simplemente para acabar con la inseguridad, generar más empleo y dar impulso a la educación, pilares para un desarrollo sostenido en el futuro.

En México

México está a un paso de los 200 mil muertos y todavía se espera una tercera ola de contagios para el mes de abril, como consecuencia de las vacaciones de Semana Santa, La Mayoría Silenciosa confiada en el inicio de vacunación a los adultos mayores han relajado las medidas de sanidad, sienten que sus padres y abuelos ya no corren peligro, eso les ha dado mayor tranquilidad para retomar su vida social y cotidiana.

El gobierno ha hecho su parte, al permitir que las actividades económicas poco a poco regresen a su nivel, falta el tema más fuerte, reabrir las actividades educativas, motor de la economía en el país, sin duda será un reto de antología para el gobierno hacerlo este mismo año.

Filed in: La Mayoría Silenciosa, Municipios, Nacionales, Opinión, Política, Portada, Seguridad

You might like:

Dialoga Carlos Eduardo Barrera Díaz con colectivas feministas de la UAEMéx Dialoga Carlos Eduardo Barrera Díaz con colectivas feministas de la UAEMéx
Alistan aprobación de la Ley de Protección a Periodistas Alistan aprobación de la Ley de Protección a Periodistas
IEEN de Nayarit sanciona a “Larry Cañonga” por violencia de género IEEN de Nayarit sanciona a “Larry Cañonga” por violencia de género
El gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles agrede a manifestante El gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles agrede a manifestante

Leave a Reply

Submit Comment

© Copyright 2020 | Todos los derechos reservados. Diario Evolución.

Sitio desarrollado por CGM Agencia.